Cómo prevenir un golpe de calor en nuestro perro

sintomas de hipertermia en perrosLos meses de primavera-verano son perfectos para disfrutarlos con nuestras mascotas y salir a dar paseos al aire libre o ir a la playa. El inconveniente de todo esto, pueden ser las elevadas temperaturas que se pueden suceder durante esta época del año y que pueden llegar a poner en peligro la integridad de nuestros animales de compañía.

Síntomas de hipertermia en perros

Los golpes de calor pueden suceder con relativa facilidad en los perros, debido a que estos carecen de glándulas sudoríparas y tan solo pueden regular su temperatura a través de los jadeos y el sudor que desprenden las almohadillas de sus patas.

Estos mecanismos pueden no ser suficientes en los días de calor más elevado, pudiendo darse un caso de hipertermia en nuestra mascota, más conocido como insolación o golpe de calor. Algunas de las señales de alerta son:

  • La respiración se vuelve muy rápida y el ritmo cardiaco del animal aumenta.
  • La temperatura corporal se eleva por encima de los 42ºC, de 3 a 4 grados más de lo que es habitual.
  • El organismo del animal pierde sales y azúcar.
  • Aparece la cianosis, en la que la piel empieza a adquirir un color azulado debido a la falta de oxígeno en la sangre.
  • También aparecen petequias: diminutas manchas rojas de sangre en la piel.
  • Se pueden suceder hemorragias e insuficiencia hepática y renal.
  • Edema cerebral gastrointestinal, que derive en un fallo multiorgánico.

Qué hacer ante un golpe de calor

Una vez identificamos los síntomas de hipertermia en perros, debemos actuar de forma muy rápida y llevar a nuestra mascota al veterinario de forma inmediata. Si esto no es posible, lo importante será permanecer con nuestra mascota e intentar que su temperatura corporal baje de 42ºC.

Se pueden seguir varios pasos:

  • Refrescar al can con agua, pero debe estar fresca, ni muy fría ni helada, pues sino se provocaría un efecto adverso de vasoconstricción y se perdería menos calor.
  • También se puede dar cubitos de hielo al animal o hielo machacado en paño y sobre la cabeza de la mascota.
  • No deben deshidratarse, por lo que deben estar bebiendo agua de forma constante.
  • Aunque haya bajado su temperatura corporal, es conveniente que vaya al veterinario para que este compruebe el estado de sus órganos internos.

No olvides estos consejos durante estos meses de calor que se avecinan, tu mascota te lo agradecerá.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *